Informe sobre Desarrollo Humano para América Latina y el Caribe 2016

Inseguridad en América Latina: ¿Qué nos dice la población carcelaria?

En el marco de la elaboración del Informe Regional sobre Desarrollo Humano 2013-2014: seguridad ciudadana con rostro humano, se llevó a cabo una encuesta a la población penitenciaria de 6 países de la Región: Argentina, Brasil, Chile, El Salvador, México y Perú. El equipo de Revista Humanum ha preparado la siguiente infografía para sus lectores, destacando alguno de los mensajes más importantes de este estudio (has click sobre la imagen para agrandar). Con el fin de dar a conocer algunos de los argumentos centrales del Informe, el equipo de Revista Humanum preparó previamente una infografía general (has click sobre la imagen para...

Informe Regional sobre Desarrollo Humano 2013 "Seguridad ciudadana con rostro humano"

Argumento central del informe: América Latina enfrenta una paradoja: pese al crecimiento económico y las mejoras sociales experimentadas por la Región durante las últimas décadas, los niveles de inseguridad ciudadana han ido en aumento. ¿Por qué? El equipo de Revista Humanum ha preparado una infografía con algunas de las ideas centrales del Informe (has click en la imagen para agrandar). Infografía: ¿Qué nos dice la población carcelaria? Haz clic en la imagen Otros temas importantes: La inseguridad, un problema regional       Los costos de la Inseguridad         La inseguridad ciudadana frena el desarrollo de América Latina       La dimensión local de la inseguridad       Estudio comparativo de población carcelaria PNUD (2013)         Las recomendaciones para América Latina       Las capacidades del Estado y la provisión pública de la seguridad       Los expertos:   George Gray Molina Economista jefe y líder del equipo regional de Desarrollo Humano, reducción de la pobreza y Objetivos de Desarrollo del Milenio en la Dirección Regional para América Latina y el Caribe del PNUD.   Cuadra por cuadra, barrio por barrio: tomemos en cuenta lo micro   Gema Santamaría Gema Santamaría es asesora principal del Informe Regional de Desarrollo Humano 2013-2014 del PNUD.   Lo que hemos aprendido: retos y respuestas frente a las amenazas a la seguridad ciudadana   Raúl Benítez Raúl Benitez Manaut, investigador de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) y consultor del Informe sobre Desarrollo Humano del PNUD.   La cuestión militar y la seguridad ciudadana: paradigmas no resueltos en América Latina   Marcelo Bergman...

Cambiemos la mirada hacia las drogas: políticas sin exclusión ni estigma

Las políticas sobre las drogas ilícitas son el resultado de un ejercicio de “ingeniería social” que ha pervivido durante un largo tiempo sin que se hayan realizado grandes modificaciones, ni siquiera las necesarias adaptaciones a una realidad cambiante y dinámica del fenómeno en nuestras sociedades.  Ancladas en propuestas que se consolidaron internacionalmente a principios del siglo XX, y basadas más en la intuición y en los imaginarios sociales dominantes que en la evidencia, éstas políticas han estado marcadas por el miedo a la enfermedad, a  las sustancias y a las personas que se vinculan a ellas. Por ello, las respuestas han apuntado tradicionalmente al desarrollo de medidas profilácticas, de encierro, exclusión y represión, tanto en lo que se refiere a las comunidades y personas involucradas en su producción y tráfico como en las relacionadas con su uso. Al observar la aplicación de políticas sobre drogas en América Latina, nos topamos inmediatamente con los efectos de una aplicación inconclusa y, por ello, imperfecta, de los esfuerzos por reducir la oferta y la demanda de drogas. Aplicación inconclusa, en primer lugar, porque estos esfuerzos han estado liderados por estructuras estatales débiles y sin capacidad para reducir significativamente la oferta o la demanda. Lo vemos nítidamente cuando miramos a los campos o barrios donde el crimen organizado, produce o trafica; lo vemos en la angustia de muchos dependientes sin posibilidad de tratarse; o comprobando el lamentable estado de nuestras prisiones en las que es imposible generar procesos de rehabilitación de aquellos que caen en ellas, incluyendo un número importante de consumidores. El problema de las drogas es un ejemplo paradigmático de esta...

Apostemos por la coproducción de la seguridad ciudadana

La ausencia de seguridad por efecto del crimen y la violencia tienen un impacto mucho mayor que sus costos directos e indirectos, y un efecto más profundo que el daño a las víctimas de estos hechos. El incremento de la victimización y la violencia deteriora las bases esenciales de nuestra convivencia colectiva. Desafía al Estado y sus actores para sortear los efectos políticos e institucionales que genera. En este sentido, el Informe Regional de Desarrollo para América Latina 2013-14 Seguridad Ciudadana con rostro humano: diagnóstico y propuestas para América Latina elaborado por el PNUD, es un robusto aporte para el análisis de las políticas públicas que enfrentan estas materias. En efecto, éste revisa experiencias, datos y características de un problema central que afecta a nuestra región, la seguridad ciudadana. La delincuencia y el temor descomponen valores individuales y colectivos esenciales para la vida como son la libertad y la protección, y tan relevante para la convivencia como es la confianza. El resultado, es un progresivo deterioro del capital social de nuestras comunidades. Una mayor victimización y violencia afectan la confianza interpersonal como también la confianza en las instituciones del Estado. Por eso, al implementarse un programa o política en materia de seguridad ciudadana con miras a mejorar la prevención o el control, el principal reto es lograr la confianza y apoyo de los ciudadanos y actores, tanto políticos como sociales. El mensaje del Informe es en este sentido claro: la inseguridad puede superarse. Para esto se recomiendan criterios para la acción del Estado, cuestión que presenta profundos desafíos. La falta de confianza y el menor capital social son factores...

El Informe y las buenas prácticas de los países

El Informe Regional nos ha permitido posicionar nuevamente el tema que hoy por hoy se constituye en uno de los ámbitos más relevantes para el desarrollo humano. Éste se alimentó de informes sub regionales y procesos de elaboración como el Informe de Desarrollo Humano para América Central “Abriendo puertas a la seguridad ciudadana 2009-2010” IDHAC y el Informe del Caribe. Para países como Nicaragua el proceso de elaboración del IDHAC 2009-2010, brindó una excelente oportunidad para analizar el fenómeno de la violencia, el concepto de seguridad ciudadana, y sus principales retos y desafíos en su vínculo con el paradigma del desarrollo humano. También nos permitió promover y consolidar un proceso de consulta altamente participativo que contribuyó a construir alianzas público privadas. Así, retomamos el concepto de seguridad ciudadana ya propuesto en el IDHAC como “la construcción de instituciones y formas de convivencia democráticas que permiten proteger de manera efectiva, sostenible y con apego a los derechos humanos la integridad física y material de las personas frente a amenazas tales como el delito y la violencia”. La protección de la vida, la integridad física y material de las personas son requisitos fundamentales para que éstas puedan ampliar sus capacidades y ejercer de manera efectiva sus libertades. Si bien la mayoría de países analizados en este informe posee una tasa de homicidios superior a los 10/100,000 habitantes, considerada por la OMS como de epidemia, algunos países de América Central se sitúan por encima de 50/100,000 habitantes. En el contexto subregional, Nicaragua ha logrado mantener en los últimos diez años una tasa de homicidios de nivel medio, pasando en el periodo 2006-2011...
© 2016 United Nations Development Programme in collaboration with

Powered by Renovatio