Informe sobre Desarrollo Humano para América Latina y el Caribe 2016

Argentina en un mundo incierto

Informe Nacional sobre Desarrollo Humano 2013 Argentina en un mundo incierto: asegurar el desarrollo humano en el siglo XXI El Informe Nacional sobre Desarrollo Humano 2013, Argentina en un mundo incierto: Asegurar el desarrollo humano en el siglo XXI, muestra la evolución del desarrollo humano en el país, describe tendencias globales que condicionarán su futuro, y analiza las opciones estratégicas de Argentina para aprovechar las oportunidades y mitigar los riesgos e incertidumbres de un mundo en transformación. Este informe contribuye a la agenda de un debate complejo y, al mismo tiempo, fundamental para el futuro del país. Es una invitación a reflexionar sobre diagnósticos y lineamientos de políticas para favorecer el desarrollo humano de Argentina. El capítulo 1, muestra la evolución del desarrollo humano argentino en las últimas décadas, lo compara a nivel internacional y lo desagrega a nivel subnacional. El capítulo 2, explora tres tendencias globales de cambio actuales que por su alcance e impacto son cruciales para el futuro del desarrollo humano: la evolución demográfica, la revolución tecnológica y la globalización acelerada. Los capítulos 3, 4 y 5 analizan las opciones estratégicas de Argentina frente a estas tendencias. El capítulo 3, se concentra en cómo expandir el capital humano para fomentar el desarrollo y la igualdad; el capítulo 4, analiza la innovación productiva como impulso para el cambio estructural, y el capítulo 5, las alternativas para una inserción internacional inteligente. Principales hallazgos del Informe: La evolución del desarrollo humano: convergencia y cambios en la desigualdad En las últimas tres décadas el desarrollo humano en el país presentó, en promedio, una tendencia positiva moderada, aunque muy variable. El...

El cuidado: la dimensión olvidada del desarrollo humano

Desde Noviembre del año pasado se viene desarrollando un Ciclo de Diálogos Sociales sobre el tema de las Políticas de Cuidado en Argentina. Revista Humanum conversó con Gimena de León, quien se encuentra liderando esta iniciativa desde la oficina del PNUD en Argentina. ¿Cómo surge la iniciativa de los Diálogos Sociales? El ciclo “Diálogos sobre Políticas de Cuidado” surge como una iniciativa a partir de conversaciones informales entre referentes de las Instituciones organizadoras. Éstas son cuatro agencias del Sistema de Naciones Unidas: el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), la Organización Internacional del Trabajo (OIT), UNICEF, el Fondo dPoblación (UNFPA),  junto con el Centro de Implementación de Políticas Públicas para la Equidad y el Crecimiento (CIPPEC) a través del Programa de Protección Social, una organización no gubernamental dedicada a temas de políticas públicas. ¿Qué se entiende por políticas de cuidado? ¿Por qué es necesario generar un diálogo social sobre este tema? Las políticas de cuidado constituyen aquel espacio dentro de la política social o de protección social que se ocupa de la provisión de bienes, servicios, valores y afectos involucrados en la atención de  personas dependientes, tales como niños/as, adultos mayores, personas con discapacidad. Y decimos que es un espacio un tanto “vacante” dentro de la política social porque gran parte de los servicios de cuidado han venido brindándose dentro del espacio privado, el del hogar, y asumido casi exclusivamente por las familias, más específicamente las mujeres.La intervención del sector público (Estado) en la materia se encuentra un tanto rezagada, si comparamos la situación con la de los países centrales. En lo referente a la provisión de...

Políticas de cuidado, ciudadanía y género

La problemática del cuidado ha ido cobrando una creciente relevancia en los últimos años. Entendido como todos aquellos bienes, servicios, valores y afectos involucrados en la atención a niños, mayores, enfermos y personas con discapacidades, se ha ido conformando como un tema central dentro del campo de la protección social. Además, se ha avanzado en reconocer que cuidar a otras personas que lo necesitan es un trabajo, aunque socialmente no se lo reconozca como tal. Asimismo, cuidar es una responsabilidad social y una obligación, y ser cuidado es un derecho. La noción de cuidado, desde un enfoque de derechos, implica que todo ciudadano tiene derecho tanto a cuidar como a ser cuidado. Existen ciertos grupos poblacionales que, por sus particularidades, constituyen el foco de las políticas públicas de cuidado: los niños, niñas y adolescentes, los adultos mayores y las personas con discapacidad. Cada caso presenta particularidades propias que deben ser tomadas en cuenta a la hora de pensar su abordaje. Dentro de este marco, se reconoce que el cuidado infantil es crucial a la hora de garantizar el bienestar y la promoción del desarrollo integral de los niños y niñas. Los primeros años de vida influyen fuertemente en el desarrollo de los individuos, tanto en sus aspectos físicos (siendo esencial el acceso a una buena nutrición y controles médicos), como emocionales y cognitivos (donde cobran relevancia la estimulación temprana, los servicios de educación inicial y las relaciones que se establezcan entre quien cuida y quien es cuidado). La promoción de sistemas de cuidado infantil públicos, de acceso y calidad igualitaria para toda la población, además de contar con un...

Derechos Humanos y empresa

Entrevista realizada a Flavio Fuertes, Oficial de Proyectos del PNUD Argentina, Gobernabilidad Democrática y Punto Focal del Pacto Mundial de Naciones Unidas. ¿Cómo se aplica el concepto de “derechos humanos” a la empresa? De la misma manera que se aplica a otras organizaciones, como el sector público y las organizaciones de la sociedad. Debemos tener en cuenta que la propia Declaración Universal de los Derechos Humanos del año 1948 sostenía que los derechos humanos “requieren ser protegidos por la comunidad en general, pues la historia demuestra que están bajo amenaza”. Lo que ha cambiado en los últimos años es el reconocimiento de que un sistema realmente efectivo de protección de los derechos humanos requiere de una activa participación del sector privado. En el entendido que las empresas, si bien no son responsables de proteger los derechos humanos, al menos deben garantizar que en sus operaciones y en sus interacciones con los grupos de interés, se respeten los mismos. Y que, en caso de que suceda alguna vulneración, existan mecanismos de remediación efectivos. ¿Qué rol puede cumplir el sector privado en la difusión de los derechos humanos? ¿Por qué es importante incorporar el enfoque de derechos humanos a las empresas? La empresa es un actor con gran potencial de impacto, tanto positivo como negativo, en el goce y ejercicio de los derechos humanos. Es por ello que el ordenamiento jurídico mundial va reconociendo crecientemente la necesidad de asegurar que ella respete de modo efectivo los pisos mínimos internacionalmente reconocidos. En igual medida, la elaboración y puesta en práctica de una política en materia de derechos humanos, permite a la empresa...

El valiente no es violento

Durante el mes de Julio, en el marco de la campaña y el concurso de la Organización de las Naciones Unidas El valiente no es violento, se realizó un taller de sensibilización sobre violencia de género. Fue una oportunidad para abordar desde una perspectiva teórica, práctica y experiencial la importancia del tema de las masculinidades y la violencia durante el noviazgo. Con el fin de ahondar más sobre este tema, la Revista Humanum entrevistó a Andrea Balzano, Coordinadora del Área de Género del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) en Argentina. ¿Qué se entiende por violencia de género y, específicamente, violencia durante el noviazgo? En Argentina utilizamos la definición de violencia propuesta en la Ley 26.485 de “Protección Integral para Prevenir, Sancionar y Erradicar la Violencia contra las Mujeres en los ámbitos en que desarrollen su relaciones interpersonales” (Sancionada en el año 2009 y reglamentada en el 2010).  La misma define a la violencia como toda conducta, acción u omisión, que de manera directa o indirecta, tanto en el ámbito público como en el privado, basada en una relación desigual de poder, afecte su vida, libertad, dignidad, integridad física, psicológica, sexual, económica o patrimonial, como así también su seguridad personal. Existen distintos tipos de violencia.  La clasificación más común está relacionada con los métodos/mecanismos con que ésta se ejerce y las consecuencias que tiene sobre las víctimas. Entre los distintos tipos de violencia podemos identificar a la física, la psicológica, la sexual, la económica o patrimonial y la simbólica. La violencia puede darse asimismo, en distintos ámbitos en donde se desarrollaron las relaciones interpersonales. Esto da...
© 2016 United Nations Development Programme in collaboration with

Powered by Renovatio